domingo, 19 de octubre de 2014

Lo que Jacob veía



Revisa el nombre, le muestran los datos,
asiente tranquilo.
Cuídala, le dicen. 
Baja la escalera.
La sigue, la observa, disfruta su baile.
Sus triunfos celebra.
Se conmueve, la consuela, le seca las lágrimas.
La ve tropezar y quita las piedras.
Baja otro: Qué te pasa con ella.
La amo.
No puedes quererla: Sólo si fallan los frenos del auto,
un cáncer fulminante, son las dos maneras.
La dejas más tiempo o la deseas luz
a tu lado.
Prefiero seguirla mirando, quiero cuidarla,
no quiero que le duela.
Quédate tú hoy con ella.
Debo explicarle a...
Él ya sabe.
Sube la escalera.





Yia

No hay comentarios:

Publicar un comentario