lunes, 27 de octubre de 2014

De corazones sé yo

De corazones sé yo. Sé reconocer los mejores. Un día encontré uno fascinante.
 El dueño me lo entregó completito. Qué se puede hacer con uno así de rojo, con uno con tanta pasión para las letras y tanta luna acumulada. Qué se hace con la nación que cabe entera allí, con tanto Rulfo, tanta Mistral, Gelmán, Pizarnik, tanto Gabo, tanto Borges, tantos libros, tantos poemas. Allí hay inmensidades. Es que quedarme con todo eso...
sería egoísta. Es tan grande.

Yo, que pienso a capa y espada que la muerte es bella y que hay comienzos cuando el latido cesa. Que pienso en grandes sustos y que hablo con los dedos cuando estoy en silencio, cuando quiero también ser corazón. Qué se hace con los mares que contiene si no tengo barcos perfectos ni submarinos amarillos que lleguen al fondo. Qué hago con tantas rosas y tanto Principito latiendo allí.

A mí que me gusta la sangre porque pesa, porque tiene grandeza y poder en cada glóbulo, qué uno hace con tanto bombeo ajeno. Yo que rompo todo y soy experta en pedazos, cómo hago para olvidar a mi Hemingway, a mi Goethe, a mi Rimbaud. Qué pasa si el dueño de ese corazón es más sabio que Salomón.

Y está tan guapo ... que hace que me ruborice. Qué uno hace si ese corazón tiene los ojos más hermosos que un puma enamorado, que un lobo extrañando a la luna.
Yo me rindo. Yo no sé si te ha pasado. Pero ante un corazón así me siento asombrada, tan asombrada que me atrevería a decir, que renuncio a Dickens, Whitman, a Shakespeare y a Cervantes. Que ya no más revoluciones. Yo no más a mi terca manera de Bukowski o de Poe. Qué hago sino amarlo, qué hago. Ya sé. Voy a abrirme el pecho y voy a entregarle el mío, junto con los poemas y los libros.




Yia


















1 comentario:

  1. Tal vez no en esta vida
    Tal vez fuiste mía en otra
    Tal vez lograre que seas mía en la siguiente
    Pero sé que eres a la que mas devoción le tendré…
    Por toda la eternidad…

    Hoy quiero abrirme las heridas que sanaron hace siglos y avivarlas con sal de malta misteriosa... quiero estirar mi mano en la oscuridad de la noche y sentir unos dedos... buscando, esperando por mi... hoy quiero tomar miel mezclada con veneno de ilusión pasajera... hoy quiero abrasarme a un torso de caricatura nipona y que nada mas me importe hoy quiero ser ignorante... poco prudente y enamorarme una vez mas...

    En mis pensamientos apareces clara y definida
    Como las ideas que le dan forma al mundo que conocemos
    Como la teoría de la relatividad especial
    Eres mi estructura de moléculas infinitas dispersas en el vértice entre el espacio y el tiempo
    Eres mi mejor estrategia... dibujada en los lienzos hermosos de piel de tulipán sobre como derrotar a la desgracia
    Eres la hoja brillante, indestructible de la espada que derrota a los miedos, a los demonios que se reproducen frenéticos detrás de la puerta
    Eres la imagen divina que me hace caer de rodillas...
    Eres la droga que obliga a mi cuerpo avanzar...
    Eres una foto extranjera que no puedo tocar...
    Eres veneno de día...
    Y estallidos de locura de noche...
    Eres incierta como los lunes de revolución inesperada...
    Eres trescientas caricias que llevo conmigo para dar como ofrenda por que busco un milagro...

    ResponderEliminar