sábado, 28 de diciembre de 2013

Tres veces te amo



Tres ganas vuelan 
hacia tu pecho anestesiado por las dudas
a tu corazón hendido por mis palabras brujas. 
Tres velos caen de mi cabeza
hacia un sendero despojado 
a tus puertas disfrazadas de pupilas. 
Tres fueron los te amos que escuchó el viento
eclipsados en un conjuro verde 
que sobrevivió a las hojas.
Tres veces fueron repitiendo siglos.
Incluso la muerte sabe que somos amantes
lo ha dicho tres veces y setenta veces siete
lo dice en cada eco que tiembla poesía.





















Yia



























No hay comentarios:

Publicar un comentario