jueves, 7 de noviembre de 2013

Cancerbera


«Quiero ser tu cancerbera»,

le dijo la niña concupiscencia 
a la muerte traicionera.
Ahora son inseparables
juegan cartas en la puerta.
«Quiero ser tu cancerbera»
le dijo con una sonrisa
y la muerte asegura
que no hay niña más buena.







Yia







No hay comentarios:

Publicar un comentario