lunes, 11 de marzo de 2013

Me gusta





Me gustan las personas seguras de sí mismos, aquellos quienes no necesitan de un "me gusta" para saber que lo que hacen es bueno. Me gusta la gente que aprende paso a paso, que no deja el camino por un fracaso, que reconoce lo bello de su imperfección y disfruta del viaje que se ha trazado. Aunque, siempre es bueno que reconozcan nuestro trabajo...
pero observo callada, absorta, con un aire imperceptible de inocencia, con el asombro y la duda, del que busca, del que piensa...
Yo sólo me siento a observar en paz, indefensa, con las piernas cruzadas de un niño de Tiberia, con la tranquilidad que miro en los ojos del sabio, y llego a la conclusión de que esto se ha vuelto una cuidad de zombies que vuelven a morir, una y otra vez, si no son halagados. Quizás esto se preste para malintepretaciones, puede que la verdad no sea fácil de escuchar. Pero no vine a juzgar. No vine a poner el dedo en los demás, sólo vine a sentirme por dentro, a ver con los ojos de un nuevo mirar.
Vine a aprender de mi entorno y de sus contextos, vine a convivir con todo tipo de personas con virtudes y defectos, de ellos escojo, lo bueno y lo bello.
Me gusta la gente que sonríe, que se mueve con el viento, que ama sin mirar lo que posee cada cual. No vine a decirte que estás mal, tú decides el camino que quieres andar. Sólo vine a decir lo que me gusta, y a escuchar a el corazón humilde, de verdad, ese que no tiene que llamar la atención, para que sus latidos se puedan escuchar.



Yia

















No hay comentarios:

Publicar un comentario