lunes, 23 de abril de 2012

Dudo, pienso...creo

Todo lo analizo
obvio, la ciencia me nació,
de mi madre lo heredé.
Mi abuelo cargaba ese "gen"
que nadie a demostrado,
de lo que dicen que se adquiere.
El DNA tiene misterios presentes.
Surjo.
El pensamiento consecutivo se entrelaza perforando.
La vida arde, se viste de lava
creciente.
El enfático cielo posible
rasga nuestros hechos.
Imposibilitamos el movernos
por causales de miedo.
Dudo.
¿Existe eso que no vemos?
Esos abstractos dialéctos del sentir...
o sólo son como oasis en el desierto?
La lluvia cae.
Es cierto que la plenitud, es causa y efecto?
Me quitaría los pretextos
de los laterales.
Cauces directos.
¡Cuidado! Nada es nuevo,
esto lo vivieron nuestros ancestros
sin la tecnología de por medio.
Aún falta tiempo?
Climáticos encuentros,
distanciamientos.
Elocuentes fallecimientos del yo natural, perverso.
Encima de todo esto sigo con las preguntas.
El que duda de todo está en lo correcto?
-Descártes me amaría por esto.
Se puede amar sin conocer el sentimiento?
Lo dudo mucho.
La capa de ozono no tiene la culpa,
de los peligros adversos.
El tiempo cambia tu rostro,
la personalidad es la misma en el cuerpo.
La que es niña es niña,
la coqueta lo seguirá siendo
-aunque esté vieja se pondrá rubor en las mejillas-
el payaso reirá aunque llore por dentro.
El sabio verá lo que estoy viendo.
Pienso.
Amo la imperfección y lo poco que dura esto.
Si no tienes amor, vives muerto.
Dudo de todo menos de eso.
A pesar de las dudas, pienso que tengo...
tenemos el poder de cambiarlo todo.
Creo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario